domingo, 10 de mayo de 2009

Saga Familia Reid

1. EL HEREDERO

Sabrina Lambert va a ser presentada en sociedad. Y es una pérdida de tiempo, ella lo sabe. No desea conseguir marido en la ciudad, ella es una muchacha del campo más proclive a dar largos paseos que a brillar en sociedad. Pero sus dos tías desean que pase la temporada en Londres y por eso están allí, en casa de Lady Mary Reid, una amiga de tía Hilary, preparándose para su primer baile. Ophelia, la hija de lady Reid, también se presenta en sociedad. Pero a diferencia de Sabrina, Ophelia está como pez en el agua en los ambientes mundanos de Londres. Hermosa y sofisticada, en el fondo desprecia a Sabrina, como desprecia a cualquier muchacha que pueda convertirse por un instante en rival suya. Ella está destinada a ser la sensación del año y no la detiene el saber que ya está comprometida, pues no conoce a Duncan Mac Tavish, el heredero del marques de Birmingdale, con quien sus padres han acordado casarla. De todos modos, ella tiene un arma para romper ese compromiso... Duncan Mac Tavish acaba de saber que es el heredero del marqués de Birmingdale. Y que está comprometido y que tiene que ir a Inglaterra. Él no tiene necesidad de heredar ningún título inglés, él es un escocés de las Tierras Altas y allí tiene su futuro. Pero el honor le obliga a ir a Inglaterra a conocer a su abuelo y a la mujer que le han destinado. La primera vez que Duncan y Ophelia se encuentran saltan chispas, pero no de pasión. El compromiso se rompe y ante Duncan comienzan a desfilar jovencitas de buena familia para que elija esposa. Pero Duncan sólo tiene ojos para su nueva amiga, Sabrina, a pesar de que un oscuro secreto impide que se casen.


2. JAQUE AL CORAZON

Ophelia Reid es una beldad sin parangón, con reputación de ser una experta en comenzar rumores y extenderlos, que desea regresar al mercado matrimonial de Londres, tras haber roto a propósito su compromiso con Duncan MacTavish, un futuro marqués, el cual concertó su ambicioso padre, y elegir a su propio esposo. Pero durante su viaje a casa sucede algo inesperado... Raphael Locke, vizconde Lynnfield y heredero a un ducado, es —a pesar de su desinterés por el matrimonio— el caballero más codiciado de Inglaterra. Raphael siente aversión inmediata por Ophelia cuando ésta provoca un escándalo para evitar casarse con su amigo MacTavish, pero habiéndola consolado en un momento especialmente triste, comienza a preguntarse si en realidad es tan mala como parece. De modo que cuando MacTavish afirma que Ophelia jamás será otra cosa que una malintencionada belleza, Rafe apuesta con su amigo que podrá convertirla en una dama bondadosa que algún día será una buena compañera, aunque no para él. Contando con la bendición de sus padres, Rafe requisa el carruaje de Ophelia y se la lleva, junto con su carabina, a su aislada propiedad en la campiña. Allí, mientras trata de enseñar a su «invitada» de lengua afilada lo erróneo de su comportamiento, descubre sus sorprendentes motivos para tan mala conducta. Sus lecciones diarias con Ophelia no tardan en surtir efecto y se ve irresistiblemente atraído hacia ella. Cuando Rafe patrocina la reentrada en sociedad de la nueva y mejorada Ophelia comienzan a lloverle las propuestas de matrimonio. Y es entonces cuando Rafe se da cuenta de que se ha quedado absolutamente prendado de ella.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada